Elecciones en Irlanda: victoria de Sinn Fein

Escribe Emiliano Monge

Tiempo de lectura: 2 minutos

Irlanda ha sido la “sorpresa” de este último fin de semana al dar como victoriosa a Sinn Fein (SF) en las elecciones generales. El brazo político del desarmado IRA (Ejército Revolucionario de Irlanda), conquistó el 25% de los votos y 37 diputados, con tan sólo 42 candidatos de 160 posibles. Es su mejor elección desde 1918, rompiendo el bipartidismo que gobernaba Irlanda desde 1937. Sinn Fein ahora tiene la mayoría de los votos en dos tercios de los distritos electorales irlandeses del Norte y del Sur, como en la elección de 1918, la última elección celebrada en toda Irlanda. En las elecciones europeas hace 9 meses había quedado quinta.

Fine Gael y Fianna Fail, que gobernaron ininterrumpidamente durante más de 80 años, no suman entre ambos el número suficiente para formar un cogobierno. En 2007, antes del colapso económico, obtuvieron el 69% de los votos, ahora se han reducido al 43%.

Los independientes ganaron 19 diputados, el Partido Verde 12, los Laboristas 6 al igual que los socialdemócratas. La coalición de izquierda Solidarity-People Before Profits, entre el SWP y el Partido Socialista, obtuvo cinco diputados. La izquierda, que no sumó por ello más votos, realizó una campaña orientada a cuestiones de género (Irlanda votó hace poco un referéndum legalizando el aborto y el matrimonio igualitario), sin tocar los problemas económicos y políticos de los trabajadores. Proponen a SF un “gobierno de izquierda”. Se necesitan 80 votos para formar gobierno.

Los temas centrales de la elección fueron la crisis de vivienda y de salud, el aumento de la edad jubilatoria (que hoy supera los 65 años, aumentada por el cogobierno de derecha), junto a la crisis social por el aumento de los precios y el costo de vida. La vida para una familia trabajadora es imposible, los alquileres son inalcanzables con un salario promedio y la atención médica, un lujo. En Irlanda, llamada el “Tigre Celta” por su tasa de crecimiento, hay más de 10.000 personas que duermen en la calle.

Reunificación

La unificación de Irlanda (partida en 1921) vuelve a la escena. Tras la guerra civil surgieron dos partidos de Sinn Fein (fundado en 1905) como producto de la guerra civil: Fine Gael y Fianna Fáil que a la larga apoyaron la partición de Irlanda. SF pasó de defender la reunificación a una “economía para toda la isla”.

Sinn Fein rechazó el ingreso en 1973 a la Unión Europea. Pero cambió con el acceso al mercado común y el apoyo de la UE a los procesos de paz en el norte. En Irlanda del Norte SF hizo campaña por el “remain” (quedarse) en la UE. Esta campaña ganó por el 56% de los votos. SF plantea que el Brexit podría significar la vuelta a los “troubles”, la guerra civil entre republicanos y unionistas. .

Aunque no fue el centro de interés del electorado, la reunificación de Irlanda es un elemento de la “plataforma” de SF, y ha sido admitido en el Acuerdo de Viernes Santo por el estado británico.

SF está tensionado por dos puntos de fuga enfrentados: por un lado, la presión de mantener los acuerdos y el cogobierno con los unionistas en el norte y aceptar el Brexit –lo que significaría restablecer una “frontera” económica norte-sur o incluso costera; y, por otro lado, la presión a favor de la reunificación de Irlanda como parte de la UE.

Suscribite a Política Obrera