Berisso: movilización por trabajo genuino

Escribe Eduardo Molina

Tiempo de lectura: 3 minutos

El pasado miércoles 9, el Polo Obrero (Tendencia) de Berisso se movilizó desde el Puente Roma hasta la municipalidad para reclamar puestos de trabajo. Participó un centenar de compañeros. La movilización se fue gestando con acciones en los barrios ante el aumento de la desocupación y una pobreza creciente, a eso le sumamos las carencias en materia de obras publicas, la falta de agua en muchas zonas y los problemas de urbanización.

En la región, como ocurre en el país, las patronales se han servido de la pandemia paras proceder a despidos. Si a eso le sumamos la pérdida de trabajos precarios, en negro o simplemente la desaparición de changas, las filas de los sin trabajo han crecido en todas las barriadas.

La inexistencia de obras públicas han vuelto más penosas aún las condiciones de vida de las familias trabajadoras. Barrios enteros vienen sufriendo la falta de agua, sumamente necesaria en el marco de la pandemia del Covid19. La semana anterior a esta la marcha, motorizamos acciones frente al municipio reclamando la normalización y extensión del tendido de agua para los barrios afectados, denunciando a la privatizada ABSA. Petitorios y reuniones reclamando por estas obras fueron trabajados en diferentes barrios donde se elaboraron los pliegos de demandas que fueron dejadas en el municipio.

La movilización concentro la lucha por el trabajo genuino y la necesidad de las obras que el Estado debe garantizar, y por medio de ellas absorber la mano de obra desocupada.

Al llegar a la municipalidad, el intendente del FdT Fabián Cagliardi y parte de su gabinete nos quisieron imponer despejar las calles si queríamos una reunión. La respuesta fue contundente de parte de todos los compañeros: "hay reunión o entramos". El clima era de mucho malestar y bronca y se impuso a los funcionarios.

En la reunión dejamos en claro de entrada que no somos partidarios de transformarnos en administradores de las migajas que el Estado tira, la contención que pretenden es en función de hacer pasar los acuerdos con el FMI y las patronales. Reclamamos ser incorporados a todos los planes de obras públicas que se están elaborando, principalmente el de extensión de la red de agua. Exigimos el reconocimiento de una bolsa de trabajo de nuestros compañeros y su ingreso a todas las obras. También exigimos la inscripción de los nuevos comedores al registro municipal, el abastecimiento y aumento de los recursos y la restitución de los alimentos frescos cortados con el pretexto de la pandemia, asi como todos los elementos sanitarios necesarios en las barriadas.

Cagliardi y sus funcionarios se comprometieron a incorporara a las obras a los compañeros de nuestra bolsa de trabajo, según los oficios que desempeñen y, si no tienen experiencia, una parte para su capacitación en las propias obras. También nos plantearon discutir la incorporación de compañeros con programas a trabajos de mantenimiento con un plus salarial, esto a discutir directamente con la Secretaría de Trabajo local. A esto sumamos la incorporación de los nuevos comedores, el aumento de los insumos, el comienzo de la restitución de los frescos y materiales para su mejor acondicionamiento.

El Polo Obrero Tendencia de Berisso esta uniendo los reclamos de los barrios con la lucha por trabajo genuino. La repercusión en los medios locales tomo nota de este planteo. La pandemia puso de manifiesto la incapacidad del régimen social capitalista, y la magnitud de la crisis social en curso. Cuando los barrios necesitan del agua para higienizarse y protegerse del covid, el agua comienza a cotizar en el mercado financiero de futuro. La movilización se fue armando llevando estos debates a la construcción de un programa de lucha.

Trabajo genuino, tierras, vivienda y urbanización fueron las consignas que ordenaron la actividad. La incorporación de compañeros a las obras o a trabajo de mantenimiento nos abre el camino para pelear por las condiciones de trabajo, por el salario, el pase a planta y enfrentar el plan de precarización generalizada que se pretende imponer por medio del los planes “Potenciar Trabajo” y sus “entes ejecutores” en manos de organizaciones integradas al Estado.

Suscribite a Política Obrera