Yolanda Vargas: en Salta y en todo el país, crece la campaña por su inmediata libertad

Escribe Violeta Gil

Tiempo de lectura: 3 minutos

Cuando los vecinos de Colonia Santa Rosa supieron que la fiscal penal Claudia Carreras, había imputado a Yolanda Vargas por “abandono de persona seguido de muerte agravado por el vínculo” - tras la muerte de sus hijos en el incendio de su vivienda -, la conmoción se convirtió en repudio. Rápidamente, los vecinos se auto convocaron en una gran movilización exigiendo su libertad.

En el barrio Las Palmeras, donde se produjo el incendio, las vecinas de Yolanda discutieron y se organizaron para asistir a la movilización. Padecen, en carne viva, la falta de urbanización y de obras en el barrio y entienden que los desastres de las que ellas y sus hijos son víctimas tienen un motor común.

El pasado viernes se convocaron 500 vecinos en la plaza principal y marcharon por las calles del municipio. Al finalizar, junto a los familiares y compañeros de Yolanda, realizaron un acto público en el que acordaron una nueva movilización el miércoles 17 en la fiscalía del pueblo, como parte de una campaña para exigir su libertad.

De manera simultánea, en la ciudad de Salta, las compañeras y compañeros del Polo Obrero realizaron una concentración en una de las principales peatonales, allí explicaron públicamente el caso y cosecharon la adhesión de decenas de personas que transitaban por allí. Desde las provincias de Jujuy, Santiago del Estero, Catamarca y hasta Buenos Aires, compañeros y compañeras del Polo Obrero Tendencia ya se pronunciaron por la libertad de Yolanda.

La campaña trasciende a los compañeros de militancia y vecinos. Desde el Frente de Organizaciones en Lucha (FOL) llegó un pronunciamiento por su libertad. La Red por la Defensa de los DDHH y Familiares de detenidos y desaparecidos por razones políticas y gremiales de Salta, hizo público un comunicado en el reclaman la libertad de Yolanda, y denuncia al gobierno municipal como “responsable por la tragedia que enluta al pueblo de Colonia Santa Rosa”. Jorge Farfán, Ana Castro y Nilda Zerpa, familiares de la Comisión contra el Gatillo Fácil y la impunidad de Salta, también acercaron sus pronunciamientos.

El Comité contra la Violencia Institucional y de Género del Hospital Moyano (NBM de Capital Federal) envió un comunicado en el que manifiesta: “Repudiamos la detención arbitraria de la joven Yolanda Vargas quien solo cometió el terrible delito de encontrarse en situación de opresión y esclavitud en una sociedad feudal, por ello nos solidarizamos con su familia y solicitamos la inmediata libertad de Yolanda”, en igual sentido la Agrupación Naranja Blanca del Hospital se pronunció.

La Junta Interna de ATE Legislatura de La Plata, envió un pronunciamiento reclamando la inmediata libertad de Yolanda en el que además señala, “esta tragedia (…) hubiera sido evitable con viviendas en condiciones, con guardería municipal para los hijos de las trabajadoras, y con un trabajo genuino que le permitiera, como a toda madre el cuidado y mantención de sus hijos”.

La Comisión Directiva de la Asociación de Trabajadores de Radio Nacional (ATRaNA), publicó un comunicado en el que expone: “Una vez más el estado se ensaña con una mujer trabajadora ultra precarizada y la acusa para ocultar su responsabilidad”. En el comunicado, los trabajadores de prensa detallan la deplorable situación sanitaria en la que viven los trabajadores en Colonia y en todo el norte salteño, por covid-19, dengue, salmonela y hasta hantavirus. El comunicado finaliza reclamando la libertad de Yolanda.

El discurso oficial de la justicia, retomado por algunos medios de comunicación, pretende introducir en la población la idea de que Yolanda es responsable por haber dejado solos a sus hijos. Sin embargo, estos argumentos están siendo derribados por la movilización social y política del propio pueblo de Colonia, que exige su libertad y supera las fronteras locales.

El estado con sus instituciones como la justicia, buscan crear una “responsabilidad individual”, para encubrirse. Al gobierno de Mario Guerra, de Gustavo Sáenz y de Alberto Fernández les cabe no garantizar la obra pública y la urbanización de las barriadas, el acceso a la tierra y a viviendas populares, el derecho al trabajo y la asistencia para las familias desocupadas. La eliminación del IFE puso en la calle, y en busca de un sustento, a centenares de madres trabajadoras en todo el país.

Este lunes 15 de febrero, compañeros del Polo Obrero y vecinos de Yolanda se organizan para limpiar los escombros donde se produjo el incendio. Ya resolvieron montar allí un merendero en nombre de sus hijos. Aleccionador. Una vez más, es la clase obrera con su organización y sus métodos de intervención, la que muestra sus fibras más humanas y su pulsión de vida frente a un régimen político y social decadente.

Este miércoles en el Obelisco, en Plaza 9 de Julio, en las barriadas y plazas de todo el país, redoblemos las movilizaciones y los pronunciamientos para conquistar la libertad de Yolanda.

VER MÁS

SALTA

CASA DE SALTA EN CABA

Suscribite a Política Obrera