Jujuy: presión a Morales para que postergue elecciones

Escribe Iñaki Aldasoro

Tiempo de lectura: 1 minuto

En Jujuy, el tramo final de la campaña electoral se cruza con la triplicación de los casos de contagio, que ya prendió la luz de alarma dentro del propio frente de gobierno.

El gobierno de Jujuy sigue de campaña electoral, inaugurando obras, adelantando el aguinaldo, utilizando la campaña de vacunación con fines electorales; sin embargo, la situación sanitaria es cada vez más explosiva.

La cantidad de contagios y de muertes por covid supera ya los niveles de CABA, proporcionalmente a la población de cada distrito. Los equipos de especialistas esperan el pico de los contagios de la segunda ola para el NOA para fines de junio (LPO 10/6). Es decir que “lo peor está por venir”.

Los cuatro municipios más grandes de la provincia se encuentran bajo la calificación de alto riesgo sanitario: Manuel Belgrano (Capital), El Carmen, Palpala y San Pedro. En la Quiaca se han tenido que aislar 200 gendarmes que custodian la frontera ante un brote de covid que se produjo en un asado en las fuerzas. La ciudad de Tumbaya, decidió suspender todas las actividades sociales, recreativas, educativas, etc. frente al aumento de casos. La ocupación de camas de terapia intensiva están al límite, combinando las del sector público y privado

Las elecciones

El gobierno analiza nuevas medidas de restricción a la circulación y reunión. Dentro del propio gobierno ya hay varios que plantean la necesidad de postergar la fecha. El más reacio a hacerlo es el mismo Gerardo Morales, aunque lo ha admitido si avanzan los casos. Morales ha repetido que se quiere candidatear a la Presidencia en 2023

La posibilidad de la suspensión, por lo tanto, también está atada a las negociaciones de Morales con el gobierno nacional y las reuniones de los lunes con los gobernadores. En la provincia, todo el arco político opositor está planteando también la suspensión de las elecciones.

Suscribite a Política Obrera