Covid-19 en Moreno

Escribe Belén de Moreno

Tiempo de lectura: 3 minutos

Desde la expansión del coronavirus en la provincia, Moreno ha sido uno de los distritos con más contagios – casi cien casos positivos y 78 sospechosos.

Una vez más se pone de manifiesto, amenazante, la crisis del sistema de salud permanente en el partido. Moreno solo cuenta con un hospital descentralizado zonal y 44 establecimientos (salitas) de dependencia municipal, sin internación, que reciben constantes reclamos por falta de insumos y personal.

El único hospital de Moreno cuenta con 190 camas para más de 500 000 habitantes (aproximadamente 1 cama cada 2.631 habitantes), insuficientes aun en tiempos normales. A esto hay que sumarle que es el tercer distrito con mayor porcentaje de personas sin cobertura de salud (según los últimos datos censales) y que por tanto necesitan del hospital público.

Es claro que el desarrollo y expansión del virus en Moreno sería catastrófico. Es uno de los seis distritos más pobres de la Provincia, una "ciudad dormitorio" con miles de trabajadores que a diario deben tomar el tren hacia Capital. También viven aquí miles de trabajadores en negro y desocupados que viven de "changas". Para todos ellos, la cuarentena significa un golpe profundo a la subsistencia diaria. Miles de trabajadores en negro y desocupados se ven obligados a romperla y salir a las calles a vender barbijos, comida, etc., en búsqueda de sustento para sus familias.

¿Qué hace mientras tanto el comité de emergencia frente al Covid 19?

El 31 de marzo, se reunió por primera vez. Participaron la Intendenta Mariel Fernández, miembros de la oposición legislativa muncipal, autoridades de la Iglesia Católica y Evangélica, miembros de las Fuerzas Armadas, entre otros. Se acordó el modo y la forma de distribución de la comida que se baja de Nación.

Entre los puntos destacados se establecieron "puntos calientes" del distrito para la colocación de ollas populares y su funcionamiento, con organizaciones sociales afines y el ejército. La Intendenta también hizo referencia a la "pandemia de la violencia de género" y afirmó que el municipio trabaja en ese sentido.

Pero nada ha establecido con relación a prohibición de despidos y suspensiones, a que se garanticen los salarios. Tampoco ha discutido ni implementado un plan de saneamiento, que los trabajadores desocupados vienen exigiendo, para la vera del río Reconquista y sus arroyos, donde la población está expuesta a otros peligros como el dengue y las ratas. No ha discutido ni establecido una apertura y acondicionamiento de refugios para miles de mujeres que sufren violencia en sus hogares.

Por comités barriales y en cada lugar de trabajo

En resumen, en Moreno, el Estado no ha garantizado las condiciones para evitar que se rompa la cuarentena y resguardar la vida de los trabajadores. El gobierno nacional, provincial y municipal son responsables de la potencialidad catastrófica que hoy presenta el municipio y por tanto son incapaces de darle una salida real a los trabajadores. Se vuelve necesaria la organización y deliberación colectiva de los trabajadores e independiente en los barrios y lugares de trabajo para desarrollar protocolos de seguridad e higiene, pensar todas las carencias que existan y exigirle de conjunto al Estado el cumplimiento de todas las reivindicaciones. Exijamos:

  • Prohibición de despidos y suspensiones en el distrito. Que se garanticen los salarios durante la cuarentena.
  • Saneamiento, fumigación y descacharramiento en los barrios más carenciados.
  • Reparto gratuito de alcohol, lavandina y barbijos para los trabajadores desocupados.
  • Entrega en tiempo y forma de alimentos frescos y secos para las organizaciones independientes del Estado que realizan ollas populares y comedores.
  • Pago inmediato del IFE y aprobación del ingreso para los miles de rechazados
  • Apertura y acondicionamiento de casas refugio para las mujeres (y sus hijos) en peligro.

Vamos por la puesta en pie de comités obreros en cada barrio (respetando todas las medidas de prevención que exige la cuarentena) para debatir y elaborar un plan de lucha para arrancarle al Estado estos y todos los reclamos.

Suscribite a Política Obrera