Santa Fe: contundente marcha de trabajadores autoconvocados por el pase a planta ya

Escribe Lucía Fernández

Tiempo de lectura: 2 minutos

En 15 días, el encuentro de precarizados autoconvocados de la provincia, en la ciudad de Santa Fe, sumó a trabajadores de más de 40 reparticiones, dependencias o programas, pertenecientes a 11 ministerios. La desoladora serenidad por parte de los sindicatos frente a esta alarmante condición laboral que afecta a 5.000 trabajadores de la provincia, fue respondida con una gran voluntad de lucha de las bases. Las asambleas interministeriales tomaron una sistematicidad y organización sorprendente. Las comisiones de trabajo y la coordinación interministerial funcionan como espacios de deliberación que sumados a las asambleas en cada repartición así como en las generales, decididamente resolutivas, lograron sacudir por completo la comodidad del gobierno de Lifschitz y los sindicatos en la pretendida ‘transición ordenada’ al gobierno del pejotista Perotti.

La marcha y los sindicatos

Los trabajadores precarizados votamos en asamblea marchar desde el Ministerio de Salud para confluir en el acto de ATE, como medida de fuerza contundente frente al tibio cese de actividades y concentración en la casa gris, pronunciadas en la conferencia de prensa que Hoffmann (secretario general) se vio obligado a dar, como respuesta a la solicitud de un paro por parte de los autoconvocados. La irrupción de la columna negra en plaza de mayo fue estrepitosa. Como contrapartida, ATE musicalizó el acto para tapar los cantos, e impidió la lectura de nuestro documento, con la misma evasiva que dio cuando pedimos participar de la conferencia de prensa, “es una actividad institucional”. La marcha también intentó ser boicoteada con la directiva a los delegados de que no se separen de los trabajadores hasta llegar a la concentración. Frente a esto, muchos delegados se sumaron a nuestra columna desoyendo las indicaciones de las cúpulas.

Por su parte UPCN, no ha aparecido más que para prohibir, y en reiteradas oportunidades con métodos violentos y patoteriles, la participación de trabajadores en las asambleas y movilizaciones. También, a través de un comunicado de prensa firmado por el secretario general Molina, hizo llegar su posicionamiento: frente a las declaraciones del actual gobernador Lifschitz, descartando el pase a planta del personal contratado, UPCN se encontraría realizando gestiones con Perotti para discutir sobre este tema. Otra promesa irrisoria, después de que el futuro gobernador haya mencionado que sobran empleados estatales, lo que fue el caballo de batalla en su campaña electoral para atraer los votos de la burguesía agraria.

Unidad de los trabajadores

La unidad de precarizados y efectivos cobra un carácter fundamental. La lucha por el pase a planta es uno de los desafíos dentro de la creciente ola de acechos a la clase obrera toda. La experiencia que se está llevando a cabo debe ser tan solo el inicio de una lucha coordinada que integre a todos los trabajadores, y nos organice para dar batalla contra las reformas estructurales antiobreras exigidas por el FMI y respaldadas por todos los gobiernos en medio de la bancarrota política y económica.

La tarea es la preparación política del activismo obrero, quien debe sacar las conclusiones de quienes se presentan como enemigos acérrimos de los intereses de las familias trabajadoras.

Suscribite a Política Obrera