Kicillof deja sin cobertura a miles de afiliados del IOMA en La Plata

Escribe Luciana Diaz

Tiempo de lectura: 2 minutos

En un contexto de agudización de la pandemia, el IOMA dejó sin atención a sus afiliados de la capital de la provincia. Ante el paro de dos días decretado por la Agremiación Médica Platense por la actualización de los montos por cada consulta, el titular de IOMA, Homero Giles, respondió con el rompimiento del acuerdo con la AMP. Según él, los médicos iban a poder seguir trabajando para IOMA, pero sin intermediarios gremiales.

Lo cierto es que muchos afiliados de la ciudad de La Plata se encontraron desde la semana pasada con la noticia de que podían ser atendidos, pero debían pagar como particulares. Las clínicas privadas accedieron al modelo de prestación directa que quiere imponer el IOMA, pero los trabajadores de la salud se niegan, a pesar de que se quedarían con el 8% que hasta ahora retenía la AMP. Esto se explica porque otro conflicto, el de las acompañantes terapéuticos y cuidadoras, trabajadoras esenciales, que desde hace semanas vienen reclamando en la gobernación el pago de ¡7 meses! de salarios adeudados, el convenio y el pase a planta. Sin convenio colectivo, sin organización sindical ni agremiación, la precarización de la contratación individual del IOMA no tiene límites.

El principal argumento de Homero Giles en su embestida contra la AMP es la causa penal que inició contra doce médicos asociados a la misma por fraude, sobre un universo de 5.000 médicos que atienden en La Plata. Y esto se da a la par de haber blanqueado el desvío de 410 millones de pesos mensuales del IOMA a las clínicas privadas en concepto de pago adelantado de prestaciones y de haber hecho contrato con otro defraudador de IOMA -que estuvo preso por esa causa-, Damián Gerardo Capparelli, para poner en funcionamiento en Temperley una clínica propia del instituto.

La pulseada de Kicillof con la AMP y otras asociaciones profesionales va a determinar el modelo de prestación que va a tener el IOMA en toda la provincia. Hasta ahora, está teniendo por costo la desatención y la incertidumbre sobre la salud de miles de afiliados. Hay embarazadas y pacientes oncológicos que tuvieron que pagar como particulares para ser atendidos por sus médicos y, hoy por hoy, no saben dónde van a poder parir o donde se van a operar.

Una mayor precarización laboral implica una mayor precarización en la atención y un golpe a la salud de los trabajadores estatales de toda la provincia.

Por la reanudación inmediata de todas las prestaciones, la entrega de medicamentos y tratamientos que la obra sindical viene bicicleteando, y el pago de los salarios y honorarios adeudados a los trabajadores, nos movilizamos a la sede central de IOMA junto a SUTEBA Ensenada, la lista multicolor de La Plata y la comisión interna de ATE IOMA.

Suscribite a Política Obrera