“Antisemitismo”: también la legislatura salteña consagra el delito de opinión y se alinea con el sionismo

Escribe Olga Céspedes

Tiempo de lectura: 2 minutos

En una sesión maratónica, la Cámara de Diputados de Salta aprobó la adhesión a la definición de antisemitismo promovida por la Alianza Internacional para el Recuerdo del Holocausto (IHRA, por sus siglas en inglés). Bajo el eufemismo de combatir el antisemitismo, la definición promovida permite a los estados adheridos establecer el delito de opinión contra toda crítica hacia el Estado de Israel. Dicha resolución no toma ninguna medida real contra los verdaderos actos discriminatorios contra la población judía.

El proyecto fue aprobado casi por unanimidad, con un voto en contra del diputado del PO “oficial”, Claudio Del Plá; y la abstención del diputado macrista, Andrés Suriani. Los legisladores kirchneristas, romeristas y radicales, no sólo aplaudieron y votaron la iniciativa del oficialismo provincial, sino que también exigieron, todos juntos, que se aplique la letra del proyecto contra los diputados que no adhirieron.

Este proyecto y esta votación ya ha provocado un fuerte repudio por parte de organizaciones de derechos humanos y de familiares que luchan contra el gatillo fácil y atropellos policiales.

“Abstencionistas” y “rectificadores”

El oficialista Andrés Suriani, un verdadero fascista y antisemita, se abstuvo, protestando que “nadie dice nada del pueblo palestino”. Se olvidó de que todo el fascismo munidal, desde Trump, Orban, el polaco Tuisz, Bolsonaro, apoyan al estado de Israel. Suriani es un discriminador serial de mujeres, disidencias sexuales, extranjeros, pobres, laicos y uno de los principales impulsores de criminalizar la opinión de quien piense distinto a él.

Prevenido por la “rectificación” de sus votos por parte de los tres legisladores de FIT-U en Caba ante este proyecto, Claudio Del Plá sentó su rechazo, porque “contrabandea una reivindicación del Estado sionista”, o sea ejecuta en forma servil un planteo del sionismo. Claudio del Pla usurpa la banca del Partido Obrero de Salta, en nombre del aparato oficial. No señaló que la ley consagra el delito de opinión, pues pena las denuncias hacia las masacres que comete el Estado de Israel contra el pueblo Palestino.

Lamentablemente, Del Plá omitió denunciar que la Organización Sionista Argentina amenaza con promover una acción penal contra sus compañeros del FIT-U de CABA, por desdecirse de su voto positivo ante este mismo proyecto. Es decir que los amenaza con la ley que votaron. Ni antes de este tratamiento ni en su propia alocución, Claudio del Pla llamó a una campaña contra este proyecto ni contra la amenaza de judicialización de la OSA, contra sus compañeros porteños. La omisión pone evidencia que el FIT-U no tiene ninguna campaña contra este proyecto de ley ni contra la entidad sionista de Argentina.

Por una real campaña

Desde el PO salteño, que Del Plá abandonó cuando la abrumadora mayoría de los militantes de la regional reclamó la aplicación del derecho de Tendencia en el partido, repudiamos toda amenaza contra la libertad de opinión, y llamamos a combatir al estado de Israel, que es un bastión contrarrevolucionario en Medio Oriente y el mundo. Llamamos a los luchadores por los derechos democráticos, a los familiares contra el gatillo fácil a una campaña común contra este proyecto reaccionario que se acaba de aprobar en la legislatura. Sólo la organización independiente de los luchadores contra toda forma de atropellos y la barbarie será capaz de luchar contra el antisemitismo, contra el racismo y por la humanidad.

Suscribite a Política Obrera