Gran campaña financiera de los Jubilados Clasistas de Capital

Escriben Silvia Cuyua y Eduardo Correa

Tiempo de lectura: 2 minutos

Los jubilados de la Tendencia del Partido Obrero iniciamos esta campaña Financiera en condiciones doblemente complejas. Por un lado, la crisis económica nos encuentra como uno de los sectores más postergados, por otro, la pandemia nos ha puesto en escena como el sector más vulnerable.

Con esta realidad el círculo de jubilados clasistas de zona no emprendimos esta campaña financiera con la seguridad de que íbamos a ir venciendo las limitaciones. Ante la imposibilidad de salir a la calle a conquistar los aportes, aprendimos a usar distintas plataformas, hacer transferencias bancarias, usar redes sociales, hablar a teléfonos de líneas, cosa hoy poco común…. Dimos la batalla y la seguiremos dando. Pero los objetivos que nos planteamos están cercanos a lograrse. Conseguimos muchísimos aportes por cifras más altas de las que planificamos. Prácticamente no tuvimos rechazos y los que hubo, por estar los compañeros sin trabajo o en condiciones económicas muy malas, se solidarizaron con su adhesión a la Tendencia.

Los años de lucha nos vincularon a un gran número de compañeros que valoran nuestro programa y nuestra acción consecuente. Los Jubilados Clasistas vivimos en carne propia el accionar del aparato del PO "oficialista" como resultado de nuestra oposición consecuente al parlamentarismo y a los métodos de camarilla, más del 90 % de los activistas de nuestra agrupación adhieren a la Tendencia del PO. Asimismo, los jubilados que aportaron a la Campaña Financiera mostraron adhesión y simpatía a nuestras posiciones, en el convencimiento de que vamos por el rescate del programa histórico del PO y con los métodos del Socialismo Revolucionario. Esto se ve reflejado en los resultados de esta CF y en la importante participación en siete charlas virtuales que hemos desarrollado hasta la fecha.

Forman parte de nuestros aportistas compañeros jubilados, docentes, diferentes profesionales, trabajadores de la salud, de Pami, periodistas, ex militantes, familiares.

Podemos decir con certeza que nos ha ido muy bien en la campaña. El impulso que nos ha movilizado es la seguridad que tenemos un programa que defender y la experiencia de muchos años de lucha. Sabemos que, si no conseguimos recursos económicos para sostener nuestra organización, será muy difícil llevarla adelante.

Los jubilados estamos en el último tramo de la campaña viendo la decadencia irrefrenable del capitalismo en todo el mundo. Los capitalistas no van a dar respuesta a nuestros reclamos, al contrario, vienen con todo contra nuestros regímenes previsionales a nivel mundial.

Nuestra lucha sólo llegará a obtener un triunfo si se lleva adelante junto con la clase obrera. En varios países del mundo los trabajadores están luchando en la defensa de los regímenes previsionales, porque saben que, en un futuro, lejano o cercano, lo que hoy está planteado por el capitalismo es un subsidio a la vejez que nada tiene que ver con los aportes realizados ni con el carácter de salario diferido que tiene la jubilación.

Esta es una lucha en definitiva por aplastar este régimen capitalista asesino y opresor, e instaurar un gobierno de trabajadores y el socialismo.

Suscribite a Política Obrera