Aborto legal: el Plenario de Trabajadoras (T) se movilizó en todo el país

Escribe Valu Viglieca

Tiempo de lectura: 4 minutos

La vigilia por el aborto legal, con centro en los alrededores del Congreso, se replicó en todo el país. El Plenario de Trabajadoras (Tendencia) participó activamente del impulso de la jornada, dando la lucha política frente a ciertas agrupaciones afines al oficialismo, que en muchos casos pretendían desmovilizar en nombre de depositar confianza en el gobierno FF.

En el norte del país, donde la tradición de lucha contra la influencia del clero sobre el poder político ha registrado su mayor voltaje, las movilizaciones fueron significativas en todo el territorio.

Miles de jujeñas y jujeños se volcaron a la calle para exigir la aprobación del proyecto de ley de aborto legal al senado de la Nación (IVE). Tanto en San Salvador de Jujuy, San Pedro y Libertador General San Martín, como en La Quiaca, Palpalá, Tilcara y otras, las plazas centrales estuvieron copadas por el movimiento de mujeres. A pesar de los lazos del gobierno local con la Iglesia los celestes no pudieron reunir más de una treintena durante la votación.

La juventud se autoconvocó en muchos casos, sobre todo en la capital jujeña ante una tardía y limitada convocatoria de la Campaña local, quien llamó a una vigilia de 17 a 22 centrada en una feria feminista. Las compañeras y compañeros del PO y el PDT participamos de esta jornada histórica de lucha con mesas propias y ofreciendo nuestro periódico Política Obrera. Alertamos de las maniobras clericales contra el proyecto y sus fuertes límites en lo que hace a la objeción de conciencia y a la regimentación para las menores de 16 años, lo que fue visto con muy buenos ojos por las más jóvenes. Esa juventud tiene una clara consciencia de la necesidad de seguir organizadas para pelear por su aplicación efectiva en todos los casos que las mujeres decidan. El activismo decidió quedarse en la plaza Belgrano hasta la votación confrontando con la idea de que no era necesario movilizar para la aprobación de la ley. Esta jornada ha dejado en claro nuevamente, las enormes reservas del movimiento de mujeres jujeño, que viene de rebelarse contra los femicidios en la provincia.

En Salta, bajo un calor infernal y amenazas de lluvia, un centenar de mujeres, muchas junto a sus familias, se hizo presente en la Plaza de la Legislatura que supo ser el escenario de las jornadas de lucha por el aborto y que sin dudas ocupará un lugar importante en la batalla que viene. La vigilia contó con una radio abierta y una movilización por las calles de Salta, la cual sorteó los cerrojos y vallas de la Policía Provincial y logró llegar a Plaza 9 de Julio y a la Catedral. Quizás lo que intentaban ocultar con ese vallado es que la jornada "verde" triplicaba a la convocatoria montada por el arzobispo Cargnello. Muchas sabían que la acción directa era el mejor mecanismo ante un parlamento hostil. En 2018 hicimos retroceder a Urtubey y su restrictivo protocolo para la aplicación del aborto no punible, experiencia que quedó marcada en el movimiento de mujeres salteño y volvió a manifestarse en la jornada del 29D.

Con un imponente pañuelazo en frente de las escalinatas de la catedral, así empezó la jornada del 29 en Catamarca, luego la movilización recorrió los alrededores de la plaza para continuar siguiendo el debate y la votación. Los celestes no aguantaron más allá de las 22 pero tuvieron sus representantes en los dos senadores del Frente de Todos, que votaron en contra del proyecto.

En la plaza San Martín, de San Miguel de Tucumán, se llevó adelante la vigilia con una concurrencia masiva que contó con la participación de sectores independientes, principalmente jóvenes, organizaciones y grupos artísticos. Logramos quebrar la campaña oscurantista y reaccionaria de 2018 orquestada desde el mismo Estado: Manzur y Jaldo, la dupla que gobierna, habían encabezado las marchas en contra del aborto legal y promovieron que la legislatura declare ´pro-vida´ la provincia. Desde el Plenario de Trabajadoras y el PO Tendencia fuimos parte de la organización de la jornada y participamos con compañeras y compañeros del Polo, de la salud, de Tribuna Docente, de la juventud y luchadoras contra la impunidad. En Santiago del Estero, se concretó una importante y combativa jornada que superó los intentos de regimentación y vaciamiento de parte de las organizaciones feministas alineadas con el gobierno nacional y el gobernador Zamora, quienes procuraron bajarle el perfil a la vigilia, con el argumento de que el Senado iba a aprobar la ley. La sorpresa de la jornada la produjo la gran movilización del PDT (T) y las mujeres del Polo (T) que con 300 compañeras, desde temprano, ocupamos la Retreta en el centro de la plaza Libertad. Con sonido propio, garantizamos la jornada de lucha.

En el otro extremo del país, en Bariloche, la plaza del Centro Cívico se llenó de luchadoras, bajo una lluvia incesante, que no desalentó a ningún pañuelo verde. El PdT Tendencia estuvo presente con nuestra prensa y volante, que fueron muy bien recibidos, explicando los límites del proyecto que finalmente se aprobaría, ya que la objeción de conciencia es una traba para su acceso. Celebramos la aprobación de la ley, indudable triunfo del movimiento de mujeres al mismo tiempo que advertimos que la lucha por la aplicación de la ley continuará con el mismo vigor.

El Plenario de Trabajadoras Tendencia realizó actividades en Reconquista, Santa Fe, Rafaela y Rosario, luego de armar plenarios y charlas. Estuvimos en las plazas de las ciudades con mesas de agitación, volantes y periódicos, con grupos de compañeras que llevaron la lucha de la legalidad en la provincia y conquistaron numerosas adhesiones.

Un temporal azotó Bahía Blanca la noche de la votación pero no impidió la multitudinaria movilización por el aborto legal que recorriera el centro de la ciudad. Como PdT Tendencia, estuvimos presentes junto a varias organizaciones y muchas, muchísimas mujeres sueltas. La columna se dirigió hacia Plaza Rivadavia. El día anterior, unos pocos pañuelos celestes hicieron un acto que palideció ante las cientos de mujeres, en especial jóvenes estudiantes, que siguieron llegando cuando la lluvia calmó y que siguieron el debate hasta la votación que se trasmitía en una pantalla gigante.

Este triunfo es un envión para el resto de las reivindicaciones y luchas del movimiento de mujeres y de la clase trabajadora.

Suscribite a Política Obrera