Tandil: con los compañeros de Loimar

Escribe Partido Obrero (Tendencia) Tandil

Tiempo de lectura: 2 minutos

TANDIL: CON LOS COMPAÑEROS DE LOIMAR

LOIMAR es uno de los principales productores de cerámica roja a nivel nacional. Constituida hace más de 40 años en la ciudad de Tandil, hasta octubre de 2019 llevaba adelante su producción con una planta de 81 trabajadores. Desde esa fecha los compañeros de LOIMAR están en lucha reclamando los aumentos acordados en paritarias de los años 2018 y 2019, los dos medio aguinaldos de 2019, los haberes de las últimas dos quincenas completas, y la reincorporación de diez trabajadores despedidos injustificadamente.

La experiencia de lucha de LOIMAR no es nueva. En el año 2008 los 91 trabajadores de entonces se organizaron en reclamo de las condiciones laborales. Las jornadas de trabajo se extendían por 16horas, con el aval de un sindicato que señalaba y perseguía a los compañeros que se manifestaban. La tercerización de mano de obra y los despidos llevaron a los compañeros a renunciar al Sindicato en masa, y posteriormente a contactarse con compañeros de la Filial Sindical 13 de la ciudad de Azul en busca de acompañamiento. El trabajo a reglamento y la suspensión de las horas extras fueron las herramientas de lucha que permitieron la anulación de estas prácticas precarizadoras y la conformación de una Asamblea Permanente de Trabajadores. Entre las luchas ganadas por esta Asamblea, cabe destacar la que permitió que los trabajadores pudieran adquirir materiales para la construcción a precio de costo, y posibilitó comenzar a construir sus propias viviendas.

Hoy, los actuales 81 compañeros de LOIMAR se encuentran acampando en la planta. Han ido cobrando lo adeudado de forma esporádica: el último desembolso fue el pasado 23 de diciembre, por un monto de $6 mil a cada trabajador. La patronal, que también cuenta con presencia en la industria de la construcción, hotelería y gastronomía, está vaciando los depósitos, para justificar la implementación de un protocolo preventivo de crisis. También pretende refinanciar las cargas patronales, obra social y cuotas sindicales que adeudan. La firma, que no produce desde octubre, continúa vendiendo productos, los cuales compran a terceras empresas y comercializan con el logo de LOIMAR. Mientras tanto, las negociaciones en el ministerio de Trabajo no llegan a ningún puerto.

Los empresarios propusieron reincorporar a 71 trabajadores, y dejar afuera a los 10 despedidos. La Asamblea de Trabajadores exige la reincorporación de la totalidad de los trabajadores y el pago de lo adeudado a la fecha. La solidaridad de las y los trabajadores de otras fábricas, de las organizaciones sociales y principalmente las familias trabajadoras que apoyan esta lucha, es la que mantiene con fuerzas a los compañeros de LOIMAR, en una región donde se dieron luchas importantes como las de METALURGICA TANDIL y LOMA NEGRA (BARKER).

Suscribite a Política Obrera