CABA: los jóvenes del Polo (T) en los barrios llaman a construir la UJS

Escribe Javiera Sarraz

Tiempo de lectura: 3 minutos

Más de 30 jóvenes de las villas 21-24 de Barracas, 1-11-14 del Bajo Flores y 15 de Lugano participaron este sábado en el plenario de la UJS de la zona sur de CABA. El objetivo: discutir la crisis social y política y organizar la lucha por las reivindicaciones de la juventud de las barriadas. El plenario estuvo precedido por plenarios en cada uno de los barrios.

Los intercambios que tuvimos este sábado estuvieron ocupados por la desocupación; la precarización laboral; la falta del IFE y la necesidad de otro que triplique el del año pasado; la presencialidad escolar; el recorte de las becas educativas y alimenticias; y la falta de conectividad y urbanización. Se abordaron otros temas entre los muchos que preocupan a los jóvenes.

Todos estos compañeros que venimos organizándonos con el Polo Obrero (T), nos sumamos a construir la UJS en los barrios, y también la lucha por la legalidad de la Tendencia, que nos ayudaría mucho en nuestro desarrollo. De hecho, algunas compañeras llegaron al plenario luego de haber estado en una actividad en el barrio buscando afiliaciones.

Por el derecho al trabajo

Todos los compañeros y compañeras mayores de edad que asistimos al plenario estamos desocupados, y la mayoría de nosotros nunca ha tenido un trabajo en blanco. Por su parte, quienes sí han trabajado en blanco alguna vez, los han hecho en condiciones de precarización, obligados por el contexto de hambre de la pandemia; estamos hablando de trabajos como bacheros, garzonas y deliverys para restaurantes y otros comercios, por salarios muy bajos y jornadas extenuantes.

Algunos compañeros han pasado por la ‘Economía Popular’, la ultra explotación ejercida por el Estado y sus punteros a través de la contraprestación de servicios por un plan social. Repudiamos programas como el ‘Potenciar Inclusión Joven’, que han sido inventados por el gobierno de los Fernández con el único propósito ajustar la asistencia social a través de nosotros.

Por el derecho a la Educación

Otro eje importante del plenario fue la cuestión educativa. A dos días del intento de Larreta de abrir nuevamente las escuelas, el plenario se pronunció en contra de la presencialidad y en apoyo a la lucha docente de la Capital y resolvimos sumarnos a las iniciativas de lucha del sindicato.

Discutimos la necesidad de organizar un plan de lucha por la conectividad que esté planteado también sobre la base de la lucha por la urbanización de los barrios, dónde muchas veces no sólo no tenemos computadores o WIFI sino que carecemos durante días enteros de electricidad y condiciones habitacionales que nos permitan estudiar adecuadamente desde nuestros hogares.

A construir la UJS

Sin embargo, el plenario fue más allá de estas evidencias y de estos planteos de lucha. Las intervenciones mostraron que hay una vanguardia juvenil que se abre paso: somos los jóvenes que sostenemos las ollas populares y que reclamamos la apertura de comedores; los jóvenes que en principio nos acercamos al Polo Obrero (T) y que nos hemos mantenidos movilizados exigiendo trabajo genuino, la restitución del IFE, y las vacunas masivas; los jóvenes que buscamos construir la unidad entre los estudiantes y los decentes en nuestra escuela en apoyo a las huelgas de la Capital; los jóvenes que organizamos el apoyo a la rebelión popular en Paraguay; los que organizamos los piquetes por la aparición de la niña ‘M’ desaparecida en Villa Cildañez; y también somos las que nos organizamos para que se garantice en los CESACs de nuestros barrios el acceso a la anticoncepción y la IVE.

Somos la juventud que ya nos encontramos en la primera línea de combate contra el hambre y la pandemia, y seremos la juventud que asistirá a la rebelión popular que va a recorrer a la Argentina (y que ya recorre Neuquén), así como los jóvenes en Chile, Colombia y Palestina.

El plenario resolvió, entre otros, sumarnos activamente a las acciones de lucha de los docentes contra la presencialidad; reafirmar nuestro compromiso con la campaña de legalidad de nuestra corriente política, de la que ya hemos sido parte en todos los barrios; y formar una comisión a la que se anotó un tercio de los asistentes para debatir y elaborar a la brevedad un documento político que sea la base de una campaña de agitación y lucha de la UJS en las barriadas.

Por la unión de estudiantes y docentes y el triunfo de las huelgas. Por el derecho al trabajo, la conectividad y la urbanización. Por una organización socialista de la juventud de las barriadas que luche contra la miseria y la violencia del Estado, y por un gobierno de los trabajadores.

Suscribite a Política Obrera