Bariloche: panorama para el paro del 24

Escribe Elena Florín

Tiempo de lectura: 2 minutos

El sábado 20 de enero se llevó a cabo una olla popular convocada por la Multisectorial de Bariloche, preparatoria del paro del 24 de enero próximo. La organización corrió por cuenta de los jóvenes de la Confederación de Centros de Estudiantes de Bariloche que reúne a estudiantes secundarios, del Instituto de Formación Docente, del Bachillerato Popular y de la Universidad del Comahue. Participaron unas cien personas.

Más tarde se realizó la asamblea de la Multisectorial. En ella intervienen algunos gremios -Unter, ATE y otros estatales-, agrupaciones de artistas, allegados a la familia de Rafael Nahuel, ambientalistas, Ni Una Menos, el FIT-U, Política Obrera e independientes.

Días atrás hubo una reunión de la CGT Andina con miembros de la Multisectorial para organizar la marcha. La CGT local parará desde las 7 de la mañana, pero la UTA lo hará de 19 a 24 como en el resto del país. El sindicato de los trabajadores municipales fue el más enfático en su apoyo a la medida. Gastronómicos y Comercio, los dos gremios más numerosos de la ciudad, en cambio, no han abierto la boca. En esa reunión se resolvió concentrar a las 11 horas en el punto de salida de todas las marchas populares, Onelli y Brown. La CGT proponía partir de un punto mucho más cercano al Centro Cívico, calculando así aminorar el evento.

La concurrencia al paro del 24 fue agitada por todos los intervinientes en la asamblea. La Multisectorial llevará como consigna “Abajo el ajustazo de Milei – Plan de lucha hasta derrotar el DNU y la ley ómnibus”, de acuerdo a lo aprobado por la mayoría.

Desde Política Obrera, en cambio, advertimos que la salida a la crisis social y política a la que asistimos vendrá de la mano de la organización de los trabajadores a través de asambleas, plenarios y coordinadoras que preparen la huelga general, única forma de derrotar al golpe libertario. Al mismo tiempo que llamamos a la más amplia movilización el 24 de enero, afirmamos que no depositamos ninguna confianza en la CGT, que está en el parlamento rosqueando con los legisladores. La misma CGT que no ha movido un dedo por el salario, mientras que cada día es un 1 % que disminuye nuestro poder adquisitivo. La misma CGT que aceptará el fin de las indemnizaciones y negocia con el gobierno extender el régimen de la UOCRA al resto de las actividades.

Desde las filas de Unter se propuso ir a “exigir” a los concejales de Bariloche un pronunciamiento sobre el DNU y la ley ómnibus, cuestión que manifiesta una confianza en los funcionarios.

Tanto el PO oficial como el PTS e Izquierda Socialista apuntaron hacia la exigencia a la CGT de dar un plan de lucha, con lo cual sus planteos sobre “autoorganización” y “huelga general” parecen los planteos de Groucho Marx: “si no te gustan estos principios, tengo otros”.

Recogimos muestras de simpatía con nuestro volante, periódico y nuestro planteo de huelga general.

LEER MÁS:

Residentes médicos de Bariloche, en paro por tiempo indeterminado Por Elena Florín, 11/01/2024.

Suscribite a Política Obrera