10 de abril: nueva movilización piquetera

Escribe Leo Perna

Unifiquemos los reclamos para derrotar a Pettovello y Milei.

Tiempo de lectura: 3 minutos

Este miércoles 10 se llevará adelante una jornada de lucha unificada de las organizaciones sociales. Ante la guerra contra los pobres y desocupados que lleva adelante el gobierno de Javier Milei y los índices record de pobreza e indigencia. Los recortes continúan sobre los comedores que llevan medio año sin alimentos, con el congelamiento de los montos de planes sociales hoy en $78.000, con la ola de despidos en el sector público y las suspensiones en el sector privado.

En este cuadro, la situación de los barrios populares y villas cada vez es peor. Los recientes temporales dejaron decenas de barrios anegados, lo que empeoró la epidemia del dengue, agravada por la ausencia de una campaña sanitaria y la falta de obras públicas que ataquen el foco de la enfermedad.

Los anuncios de la ministra de Capital Humano Sandra Pettovello respecto a las tarjetas alimentarias no se efectivizaron nunca. Hoy la red de comedores (más de 45.000) se sostiene penosamente con los alimentos que se arrancan en los municipios, lo que aportan los propios vecinos y con lo que había guardado en almacenes y alacenas.

Las bajas en el ex “Potenciar Trabajo” discriminando a los compañeros extranjeros que fueron a visitar a sus familias es un duro golpe que busca aleccionar al conjunto. Los nuevos planes sociales lanzados por el gobierno como el “Volver al Trabajo”, que sortearían la intermediación y avanzarían en la inserción laboral, no tienen su normativa en funciones. Se desconoce qué cambios sucederán con la contraprestación requerida. Entre las organizaciones se vaticina un nuevo fiasco como sucedió con el “Empalme” de Macri y el “Puente al Empleo” de Massa.

El derrumbe económico por la licuación de los ingresos de las familias llevó a una recesión que cortó el comercio y las changas. Y aún falta llegar el grueso de los aumentos en los servicios públicos y en los combustibles. Mientras los gobernadores se ajustan sus propios presupuestos, colapsan las finanzas provinciales por la caída en la recaudación impositiva.

El FMI advierte sobre la suerte de todo el paquete económico y pide una nueva devaluación para favorecer a los exportadores y el capital agrario. El dueño de Techint, Paolo Rocca pide ir a fondo colocando un techo salarial del 17% y suspendiendo indefinidamente el reclamo paritario. Mientras tanto las cúpulas de la CGT y la CTA impulsan una reforma laboral y negocian los despidos.

La liquidación de la asistencia social no solo va de la mano de exprimir a los trabajadores, sino que busca impedir cualquier forma de respuesta organizada por los derechos más elementales de la población como el trabajo genuino, los alimentos, la vivienda y la salud. La última jornada con centro en el Puente Pueyrredón conto con más de 500 cortes a nivel nacional, enfrentó la represión, el protocolo Bullrich y mostró a un movimiento piquetero de pie. Las luchas en curso como la de los estatales, docentes, metalúrgicos y de la universidad, crecen. Estas luchas si bien atomizadas, muestran una respuesta al ajuste y los despidos.

Ante la disyuntiva de un golpe que busca desarmar las organizaciones, los compañeros en nuestras asambleas debaten la necesidad de un plan de lucha conjunto por los reclamos urgentes como los alimentos, la reincorporación de las bajas y el aumento del 100% en los montos de las asignaciones. Unifiquemos los reclamos, preparemos una huelga que no pare hasta derrotar al gobierno reaccionario y servil al FMI.

Desde el Polo Obrero Tendencia este miércoles 10/4 participaremos en todo el país en una acción coordinada del movimiento piquetero.

Suscribite a Política Obrera