Humanidades de la UNR: por la incorporación a planta permanente no-docente de Marcelo Bruno

Escriben Cacho Calarota y UJS Humanidades y Artes

Tiempo de lectura: 1 minuto

El pasado lunes 13 de julio tomó estado público, en las redes sociales de los estudiantes y docentes de la Facultad de Humanidades y Artes-UNR, de la decisión de las autoridades de despedir al histórico cafetero de la facultad, Marcelo Bruno, quien realiza su trabajo desde hace 33 años. Esto dio lugar al repudio de estudiantes y docentes no solo de Humanidades, sino de toda la UNR. El lunes 20 se desarrolló un “tweetazo” con la consigna “Marcelo es Humanidades”, con repercusión en todos los medios de Rosario.

Como lo relata su compañera, Cintia Ceballos, en su muro de Facebook, un abogado se comunicó con Marcelo para coaccionarlo para que firmara un “comodato sin cargo por dos años”. “Firmar ese documento es lisa y llanamente dar el ok al empujoncito final parado al borde del abismo”, escribió. El “comodato” exige a Marcelo “gestionar ante los organismos correspondientes las habilitaciones necesarias a fin de poder realizar lícitamente las actividades en el espacio motivo de los presentes (art 7)”.

En gran parte de este tiempo transcurrido, ninguna autoridad aceptó su pedido reiterado de ingresar a la planta no docente, a pesar de las gestiones de los delegados gremiales de COAD, Sonia Contardi y Luis Calarota.

Los 33 años de trabajo sostenido recorriendo los pasillos de la facultad en tres turnos, otorgan a Marcelo Bruno un contundente “derecho adquirido”.

Los últimos años en que con la remodelación del edificio sobre calle Corrientes, se le cediera un espacio propio para desarrollar su actividad tan necesaria para todos, constituye un reconocimiento parcial a más de dos décadas trabajando de manera ultra precaria y abnegada. Desde el Decanato de Darío Maiorana a la fecha, todas las autoridades son responsables y deben dar una solución integral y definitiva a tanta inequidad.

Por la inmediata incorporación de Marcelo Bruno a la Planta Permanente No Docente de la Facultad de Humanidades y Artes, aprovechando en beneficio de todos sus conocimientos en electricidad e informática.

Rechacemos la supuesta regularización laboral. Continuidad del bar bajo su responsabilidad, largamente probada y de su familia.

Inmediata publicación a toda la comunidad educativa de la Planta Funcional del Personal No Docente.

Suscribite a Política Obrera