Ciudad: negociado con los terrenos de Tiro Federal

Escribe Raúl Espineda

Tiempo de lectura: 2 minutos

Hace unos días se concretó la venta de un lote 40 x 40 mts en el Parque de la Innovación, ubicado en el Tiro Federal, en la intersección de la avenida Udaondo y Av. Libertador, barrio de Núñez.

Se pagaron casi 12 millones de dólares. La operación se realizó a través del fideicomiso Bs.As. Landmark, integrado por la familia Werthein y Sieliecky. Su proyecto es construir dos torres de 100mts. de alto cada una.

Esta venta de una parcela del Tiro Federal se realiza después de casi 3 años de una fuerte oposición de los trabajadores y vecinos del barrio. Lo que se viene ahora es un relanzamiento para imponer un proyecto urbanístico inmobiliario que abarca desde Udaondo hasta la General Paz. Son cerca de 20 cuadras de largo por Libertador y su límite es el Rio de la Plata, abarcando parte del predio de la Ciudad Universitaria.

Gerardo Werthein es miembro del comité olímpico internacional y tiene bajo su jurisdicción el C.E.N.A.R.D, el centro nacional de alto rendimiento deportivo. Quieren trasladarlo a la zona sur de la Ciudad para poder vender el terreno donde se encuentra actualmente. Ese terreno linda en sus fondos con el Tiro Federal y salidas a Libertador y a Crisólogo Larralde. Esta ingeniería "urbanística” tiene varios años y atravesó varios gobiernos de Nación y de la Ciudad.

Hay un plan de desarrollo urbanístico inmobiliario el cual abarca la costa del Rio de la Plata desde Ensenada hasta Escobar. La idea es crear varios "Nordelta" y centros comerciales.

Estas costas, en su mayor proporción, son inundables. Los terrenos tienen bañados que no se pueden lotear, pero, por otro lado, crecieron los asentamientos que están expuestos a las crecidas del Rio de la Plata.

Ubieto, intendente de Tigre, junto a al empresario inmobiliario Eduardo Costantini, convirtieron los bañados de Tigre en Nordelta. Empezaron en la época de la dictadura. Rellenaron los bañados con tierras de la zona alta del distrito: compraron barato y vendieron a precios siderales. Esta ingeniería urbanística es la que se aplica hoy.

En la Ciudad de Buenos Aires, la entrega de tierras al capital inmobiliario suele acompañarse por una suerte de “asistencialismo habitacional”: cada vez que se vende un predio para un megaproyecto inmobiliario, se destina un porcentaje de las ventas del terreno a la Villa 31/31bis. En la venta de este lote del Tiro Federal, el 20% se destinará a la ya vapuleada 31. Usan una necesidad social para convalidar un negociado especulativo financiero.

Esto está en la línea con la creación urbanista de ciudades compactas, forma de extraer la mayor renta a las tierras urbana. Por otra parte, este emprendimiento un aumento de costos de los inmuebles de la comuna 13 y aledañas, suba de impuestos por un lado y del costo de vida por el otro, y tendrá consecuencias ambientales que repercuten en el deterioro de nuestra calidad de vida.

Frenar este megaproyecto en marcha es el primer paso, unificar el reclamo con los que están luchando y organizando en defensa de las tierras ya sean rurales o urbanas.

Suscribite a Política Obrera