Gri Calviño: los trabajadores no aflojan

Escriben Rocío Ruiz y Eugenia Arribalzaga

Tiempo de lectura: 2 minutos

Los trabajadores de la metalúrgica Gri Calviño se encuentran desde hace cuatro meses librando una dura lucha contra la multinacional y el gobierno, quien ha puesto todas las herramientas del Estado al servicio de la empresa en función de torcer el brazo de los metalúrgicos e imponer la flexibilización laboral en la fábrica, despedir a 66 compañeros y liquidar su organización gremial.

La conducción de la UOM ha maniobrado para aislar esta gran lucha. No convocó a un solo paro, ni plan de lucha para que ésta se abra paso y culmine victoriosa, con los 200 metalúrgicos en sus puestos de trabajo, derrotando el intento de avanzar con la flexibilización.

Desde Política Obrera conversamos con uno de los delegados.

¿Cuál es la situación del conflicto hoy?

En este momento estamos en una situación delicada y llena de tensión. Están usando como herramienta de presión a la policía de la provincia dentro de la fábrica y hasta en los baños, haciendo el gobierno la vista gorda ante semejante apriete. El jueves 12 llegó las notificaciones de exclusión de la tutela sindical a tres delgados. Ese mismo día la UOM nacional de reunió con el presidente de la empresa, Roberto Pamfilio, y su grupo de abogados, del estudio jurídico de Techint. De la parte gremial estuvieron Caló, el Barba Gutiérrez y Abel Furlan. A espaldas de los 7 delegados de la comisión interna y sus 197 trabajadores se firmó un acuerdo pretendiendo instalar a la fuerza una flexibilización laboral tan deseada por la empresa, no solo para despedir a corto plazo, mantener la precarización y condiciones laborales deplorables sino también para seguir pagando sueldos de hambre en esta multinacional española, donde la parte gremial sólo tuvo en cuenta las condiciones y pretensiones de los empresarios, nada para sus trabajadores. El mismo fue desconocido por el ministerio de trabajo.

¿Cuál es papel de la dirección del gremio?

Muy lamentable. Ha intentado entregar una lucha de cuatro meses que veníamos sosteniendo desde afuera de planta con mucho sacrificio. El viernes, enterados de la firma a escondidas de este acuerdo por parte de los dirigentes, nos hicimos presente los tres turnos de trabajo pidiendo una explicación a semejante traición. Decidimos en asamblea todos los trabajadores medidas de paro total en la planta hasta que allá una respuesta y una explicación.... Por la tarde se hizo presente el Barba Gutiérrez, pero tuvo que escapar repudiado e insultado por todos los obreros allí presentes. Los trabajadores tratamos de revertir esta situación desconociendo gran parte del acuerdo firmado y que va en desmedro de todos nuestros derechos. Sabemos que si el Ministerio de Trabajo homologa este acuerdo donde no hay firma de ningún representante de los trabajadores, entonces estamos ante una situación donde los trabajadores somos basura para el Estado.

¿Cómo la piensan seguir?

Mientras tanto seguiremos en alerta ante el atropello y que la flexibilización no se implemente por la fuerza. Estamos dispuestos a seguir luchando ante semejante avanzada patronal en complicidad con la UOM.

VER MÁS

Suscribite a Política Obrera