Por un masivo apoyo de los estudiantes terciarios a la lucha docente contra la presencialidad criminal

Escribe UJS Terciarios - Tendencia

Sumémonos a la Conferencia de Tribuna Docente - Tendencia

Tiempo de lectura: 3 minutos

El Ministro Trotta, los gobernadores y el gobierno de los Fernández se lanzaron a una ofensiva feroz para imponer la presencialidad en las escuelas. Lo hacen contra todas las advertencias de los profesionales de la salud y bajo la presión de las grandes patronales, que necesitan imponer la vuelta "integral" a la normalidad, para lo cual se vuelve indispensable el rol de las escuelas como guarderías donde los trabajadores puedan dejar a sus hijos para cumplir con sus tareas laborales.

El consenso por una “presencialidad segura” incluye a Juntos Por El Cambio, con Larreta y Soledad Acuña a la cabeza. Mientras se contabilizan 10.000 casos por día en todo el país, convocan a clases abiertas este 9 de febrero para exigir la vuelta a la presencialidad. El acuerdo entre el FdT y la oposición es comenzar el próximo 17 de febrero, en plena pandemia y sin garantía de acceso a las vacunas. La experiencia reciente allí donde las clases presenciales volvieron muestra los resultados catastróficos que ha producido en la cuestión sanitaria. Ni los protocolos, igualmente discutidos a espaldas de la docencia, ni condiciones de infraestructura un poco mejores, como se vio en algunos países de Europa, fueron suficientes para impedir la propagación del virus o incluso de nuevas cepas. En Madrid, el resultado fue un disparo de los contagios de un 175%. En los países donde se abrieron las escuelas, rápidamente tuvieron que recular. Por esto la tendencia internacional que recorre a la docencia, de lanzar la huelga contra la presencialidad en distintos lugares del mundo, como en Chicago y Brasil y como ya sucede en el norte del país con la docencia autoconvocada. El gobierno conoce esta situación y no descarta que ante una escalada de contagios tenga que volver a foja cero.

Las discusiones y peleas por delante

La pelea contra la presencialidad en estos momentos plantea todo un programa a la docencia, los estudiantes de todos los niveles y la comunidad educativa. Sucede que el debate real en defensa de la educación no es entre virtualidad y presencialidad, como intentan presentarlo los defensores de esta última, sino sobre la capacidad del régimen de garantizar tanto la educación como la salud, sin oponer la una a la otra. Los que se arrodillaron ante la exigencia de reapertura y fracasaron en bajar la circulación del virus son los mismos que no garantizaron la conectividad durante el 2020 virtual y que son responsables de una precarización mayor de las tareas docentes y de la educación en su conjunto. Es falso que haya que elegir entre la vida y la educación; simplemente no pueden ni quieren garantizar ninguna de las dos.

En una confesión de su propia incapacidad, los apologistas de la presencialidad traen a los fantasmas del fracaso de la virtualidad ¡cómo si no fueran ellos los responsables de asegurarla! y de la precarización ¡cómo si no hubiesen sido ellos quienes se negaron a ampliar la planta docente, quienes condenaron a miles a la desocupación y quienes lanzaron impotentes programas de precarización laboral! Una vez más, sus afirmaciones que pretenden ser en defensa de la educación no son más que el disfraz de sus verdaderas intenciones: imponer la reactivación integral de la acumulación capitalista a costa de la vida y la educación.

¡Los docentes y estudiantes, los más conscientes de todos estos problemas, no oponemos una cosa a la otra! Es por eso que la lucha contra la vuelta a la presencialidad que proponemos desde UJS Terciarios - Tendencia con nuestros compañeros de Tribuna Docente - Tendencia incluye puntos indivisibles: el Estado debe garantizar el acceso masivo y gratuito a la vacunación, asegurar los dispositivos para la conectividad para que nadie quede por fuera, ampliar la planta docente habilitando más cargos e incluso desdoblando cursadas numerosas y formalizar las tareas de los precarizados y estudiantes de las prácticas en los programas de revinculación académica, en el marco del Estatuto del Docente.

Participemos de la Conferencia Nacional de Tribuna Docente - Tendencia para unificar la lucha

Los estudiantes terciarios, tal vez los más golpeados por la desocupación y la precarización, debemos pelear con la docencia contra un inicio presencial que lleva al extremo la precarización de nuestras condiciones de vida y que, en un marco donde se quiere imponer la flexibilidad laboral en todos los trabajos, no promete ni un acceso al trabajo ni mejores condiciones laborales. La defensa de la educación y la vida debe unificarnos con un programa, una agenda y la preparación de la huelga contra el inicio presencial. Este será el gran tema de debate de la Conferencia Nacional de Tribuna Docente - Tendencia, el próximo sábado 13 de febrero. Convocamos a los estudiantes terciarios a participar de esta instancia de debate para impulsar un masivo apoyo a la lucha docente y una nueva rebelión educativa.

Suscribite a Política Obrera