“Gringogaucho”

Escribe Lautaro B.

Tiempo de lectura: 1 minuto

La Cámara de Diputados, con excepción de la izquierda, aprobó un proyecto que permite que ingrese y recorra las costas argentinas un portaaviones norteamericano con 5 mil marines, para el desarrollo de un «Ejercicio Combinado de Adiestramiento Aeronaval en el Mar» denominado «Gringogaucho». Participarán 130 efectivos militares argentinos. El proyecto prevé realizar luego otros ejercicios conjuntos similares con las fuerzas armadas de Francia, Alemania, China, Rusia y países limítrofes, como Brasil y Chile.

El proyecto de ley fue impulsado por el ex gobierno de Cambiemos, y aprobado en la actual presidencia de Alberto Fernández, votado por todos los bloques – liberales, progresistas y ´nac & pop´, incluidos los ´maoístas´ del PCR–, con la sola excepción de las dos bancadas que tiene el FIT.

La ley sanciona que el portaviones norteamericano con 5.000 marines a bordo, para el desarrollo de un ejercicio combinado de adiestramiento aeronaval. Este proyecto también autoriza la salida de miembros del estado mayor conjunto de las FFAA argentinas a realizar “actividades” fuera del país. Este proyecto fue votado en la misma sesión en la que se aprobó la ley “restauración de la sostenibilidad de la deuda pública extranjera” por pedido de FMI. Se trata de un acto de vasallaje colonial en toda la línea. Es otro tributo del ´albertismo´ para obtener el respaldo de Trump en las negociaciones con el Fondo y los acreedores de la deuda argentina. Recordemos que días antes, una delegación encabezada por AF se entrevistó con Netanyahu, un convicto internacional por crímenes de guerra y cargos de corrupción. En esa ocasión, AF recibió las felicitaciones del carnicero sionista por haber mantenido a Hezbollá en la lista de “organizaciones terroristas”, incluida durante el gobierno Macri.

Los gestos de sumisión a las maniobras militares del Pentágono no alcanzarán para satisfacer a Trump. El FMI reclamará una mayor confiscación sobre los bolsillos de los trabajadores. Mientras tanto, AF continúa la línea militarista establecida por las leyes “anti terroristas” contra cualquier levantamiento popular. EEUU vuelve a mostrar injerencia en su patio trasero.

Rechacemos esta política de sometimiento al imperialismo por medio de la unidad de los trabajadores y la huelga general.

Suscribite a Política Obrera