CABA: Quirós amenaza con cerrar las concurrencias en pico de la pandemia

Escribe Florencia Suárez

Tiempo de lectura: 3 minutos

En las últimas horas los jefes de CODEI (comité de docencia e investigación) de diferentes hospitales hicieron circular la noticia que desde el Ministerio quieren cerrar la totalidad de las concurrencias. Parece que llegó a oídos del ministro que la asamblea de concurrentes viene exigiendo el cese del trabajo gratuito y, por eso, decidió eliminar el concurso de cargos. Varios sindicatos, como Médicos Municipales, Federación de Profesionales, Asociación de Psicólogos, Asociación Argentina de Salud Mental, entre otros, manifestaron su rechazo a la tentativa del cierre bajo el argumento de defender la formación de los profesionales de la salud en el ámbito público.

Las concurrencias no sólo son un ámbito de formación sino, que en muchos casos, son las que mantienen los servicios funcionando en un hospital. El último listado de cargos ofrecidos (en el 2020) fue de 344, de esos puestos 158 pertenecen al área de salud mental. Es decir el 45% de las concurrencias son solo de psicología, y de los cargos en total de la disciplina solo 40 son de residencia. Es decir, el 80% de los psicólogos que desenvuelven tareas en el hospital, lo hacen de manera gratuita. Otro tanto son de especialidades como kinesiología o clínica médica, que trabajan en las llamadas “áreas críticas” de la pandemia. Es por ello que ante la tentativa del cierre, servicios de salud mental quedarían directamente vaciados, como el caso del hospital Ameghino. El ataque hacia este sector no es novedoso, ya que se quiso avanzar con el cierre de hospitales monovalentes de salud mental como el Borda y el Moyano, queriendo aplicar el 3x1 sin ni siquiera poner un peso en la construcción de dispositivos de medio camino. Queda claro que para el gobierno, la salud mental de la población no es prioridad.

La suba de contagios y el aumento de ocupación de terapia intensiva llega cada vez, a números más alarmantes. El colapso sanitario viene siendo denunciado desde el año pasado, cuando residentes y concurrentes en coordinación con personal de planta denunciaron los salarios de miseria, la falta de personal, y la muerte de enfermeras y médicas. Una de las reivindicaciones que llevaron los concurrentes fue la exigencia de un salario y ART es decir, ser considerados trabajadores. Por su parte Médicos Municipales puso su granito de arena, entregando la paritaria en un 30% en cuotas con una proyección para 2021 que trepa al 50%, y después de haber quedado en 2020 también, 30 puntos por debajo de la inflación.

Al día de hoy, el Ministerio de Salud responde queriendo cerrar las concurrencias bajo el pretexto que desde la asamblea de residentes y concurrentes de CABA, se exige terminar con el trabajo gratuito. Parece que el ministro padece de escucha selectiva ya que, además venimos exigiendo un salario, que esas concurrencias pasen a ser residencias. La contrapartida hasta ahora del trabajo gratuito era la gratuidad también de la formación, que luego habilita a concursar cargos en planta. La medida, por eso, tiene un contenido privatista, ya que apunta a apartar del sistema público a un conjunto de profesionales que, a partir de ahora, solo podrán especializarse pagando. A excepción de AMdeBA (musicoterapia) y la APSS (trabajo social) que plantearon salario y ART, todos los sindicatos que han manifestado su negativa a la eliminación las concurrencias, ninguno de ellos se ha pronunciado por que los trabajadores cobren un salario.

Médicos Municipales anunció que “gracias a su acción gremial” el ministerio de Quirós había resuelto dar marcha atrás con el cierre. Sin embargo, la formación y el salario se defiende con los métodos históricos de la clase obrera, vamos por lo votado en la asamblea del viernes a una conferencia de prensa y concentración a las 8hs en el centro de salud Ameghino, invitamos a todos los sindicatos a acompañar la medida para que el ministro escuche el mensaje completo. Hay que unir a la lucha de la defensa de los cargos, el salario y ART a la lucha de todos los trabajadores de la salud, por el aumento de personal, el pase a planta de residentes y concurrentes y un salario mínimo igual a la canasta familiar.

Suscribite a Política Obrera