Crece la lucha de salud en Bahía Blanca

Escribe Emiliano Fabris

Tiempo de lectura: 2 minutos

El jueves 17, la seccional CICOP Bahía Blanca, que reúne a profesionales de la salud municipales, convocó a un paro activo de 24 hs votado en asamblea. Además de la solidaridad activa con los residentes de CABA, reclamaron por la reapertura de paritarias, la adhesión a la Ley de Desgaste Laboral, una mejora en las condiciones laborales y solicitaron abordar la crisis actual del sistema sanitario ante la completa saturación que vive. Un centenar de médicos se movilizaron en la Guardia del Hospital, acompañados de otros trabajadores del Hospital encuadrados como municipales. El sindicato de municipales STM brillo por su ausencia. Suteba Bahía Blanca, que también se encontraba de paro, confluyó en la movilización.

A los pocos días, la guardia del Hospital Municipal debió reducir su atención por falta de personal. Poco antes, numerosos pediatras de hospitales públicos y privados denunciaron que “como en el resto de los lugares del país, no se han completado los cupos de residentes que posee el sistema de formación de pediatras, quedando vacantes espacios de excelencia, que fueran usinas de formación de conocimiento y recurso humano en pediatría… en los últimos días, esto se vio agravado con un colapso en la atención, generando largos tiempos de espera y un profundo agotamiento de los profesionales pediatras que brindan la atención” (11/11).

La pandemia puso en evidencia el precario cuadro presupuestario, de salarios y condiciones de trabajo en las unidades sanitarias públicas, el cual no fue en absoluto revertido. El intendente de Cambiemos Héctor Gay y el Ministro provincial de salud Nicolás Kreplak se tiraron la pelota por twitter sobre la crisis en salud –un show para esconder su co-responsabilidad y que sus partidos acordaron raudamente en el congreso nacional un presupuesto para el 2023 que vuelve a profundizar el ajuste sobre la salud.

El miércoles 23, en el marco del paro provincial de residentes, otro centenar de residentes paró y se movilizo en la puerta del Hospital Regional Penna. Sus voceros destacaron la lucha llevada a cabo por los residentes de CABA, la auto convocatoria que están emprendiendo ellos mismos, la importancia de una urgente recomposición salarial para residentes que pasan extensas jornadas de trabajo dentro del Hospital y denunciaron la grave situación de los servicios de pediatría. Manifestaron que la próxima semana se realizaría una nueva movilización de todos los residentes.

Apoyemos la creciente lucha de los residentes. La grave situación del sistema público de salud y el reclamo de un salario mínimo de 200 mil pesos, plantea la necesidad de extender el proceso de autoconvocatoria, y construir asambleas unificadas de todos los trabajadores en los hospitales y una asamblea interhospitalaria conjunta. La huelga indefinida que llevaron adelante los residentes de CABA marca el camino.

Suscribite a Política Obrera