Clínica de los Virreyes: días decisivos

Escriben Daniela Magoc, Claudia Jati y Nico Ramos

Tiempo de lectura: 3 minutos

Luego de más de una semana de ocupación, los trabajadores de sanidad de la Clínica de los Virreyes movilizaron al Ministerio de Trabajo en busca de una solución al conflicto. La movilización fue en el marco de una nueva audiencia y fue votada en una asamblea realizada el día 14. En la misma, además, se resolvió sumar dos veedores representantes de la asamblea para participar de la comitiva junto al pedido de que el sindicato (ATSA BS. AS.) garantice una movilización en las puertas del Ministerio.

Los trabajadores y trabajadoras luchan por el sostenimiento de sus fuentes laborales contra el vaciamiento de la clínica que desde hace varios meses lleva adelante el actual dueño, Víctor Santa María, dueño del Grupo Octubre. Pero, además, luchan contra el silencio de los grandes medios hegemónicos, como por ejemplo Página12, IP noticias, Canal 9, pertenecientes todos a Santa María.

La audiencia

Al momento del ingreso al Ministerio, el mandato votado en asamblea fue desconocido por los representantes de Sanidad y se impidió el ingreso de los veedores. Los trabajadores allí presentes intentaron entonces presentar una nota escrita con sus reclamos, la cual tampoco fue recibida. Al finalizar la audiencia, la comitiva que participó de la reunión en el Ministerio de Trabajo expuso lo discutido en una asamblea realizada en las puertas de la clínica. El sindicato se negó a convocar una movilización de todo el gremio al ministerio; convocó, en cambio, una movilización a la clínica.

La patronal pretende el traspaso de la clínica bajo el mando de Osperyh (Obra Social de Personal de Edificios, Rentas y Horizontal) para mantener los 400 puestos de trabajo, contratando a los trabajadores y trabajadoras bajo otro convenio (según lo informado sería UTEDYC, el que corresponde para trabajadores y trabajadoras de entidades civiles y deportivas) y con contratos a convenir de forma individual, proponiendo que el que decida no continuar bajo esta modalidad puede decidir irse, no quedando claro si es por medio del pago de la indemnización o bajo arreglos voluntarios con la patronal. Según el acta de la reunión, se mantendría la antigüedad. Aunque se mantendrían también las mismas condiciones laborales, trabajadores y trabajadoras manifiestan que Osperyh sobreexige de tareas y prohíbe la sindicalización en las clínicas a su cargo. Otra preocupación es cómo impactaría salarialmente y en las negociaciones paritarias el cambio de convenio.

El punto más importante de este acuerdo es que de esta forma no se cerraría la Clínica y se mantendrían los puestos de trabajo, lo cual representa un logro parcial, producto de la lucha de las y los trabajadores. Las condiciones de este acuerdo, sin embargo, podrían implicar una mayor precarización laboral que representa un jugoso beneficio para las patronales a costa de los trabajadores. La propuesta de la patronal apunta, además, a quebrar la unidad de lucha. La decisión de aceptar o no este contrato, así como de esperar el cobro de una indemnización (sin garantías de que efectivamente se abone), son decisiones difíciles que este momento deben tomar los trabajadores y las trabajadoras.

Mientras tanto, la deuda salarial continúa: a fines de esta semana se cobró la parte adeudada del sueldo de octubre, faltando aún lo correspondiente al sueldo de noviembre (el cuál la patronal se comprometió a abonar entre el 18 y el 21 de diciembre). El aguinaldo se abonaría el 15 de enero de 2024.

Cómo sigue el conflicto

La medida continúa hasta que se pague todo lo adeudado. El día viernes 22 de diciembre se realizará una nueva audiencia en el Ministerio de Trabajo. Frente a los intentos de dividir el conflicto, es necesaria la máxima unidad, en principio para que se abone todo lo adeudado, luego para tomar las decisiones acerca de cómo seguir. Pero la unidad no se logra en abstracto, las asambleas sirven y ayudan a resolver de forma colectiva, son un organismo soberano de las y los trabajadores. La asamblea y la lucha, junto con la unidad de acción, son las herramientas conquistadas para enfrentar los nuevos atropellos que querrá imponer la patronal.

Llamamos a rodear de apoyo a la toma de la Clínica de los Virreyes.

Fondo de Huelga:

CBU: 1910226755122600440621

LEER MÁS:

Continúa la ocupación de Clínica Virreyes contra el cierre Por la defensa de los puestos de trabajo. Por Hika, 13/12/2023.

Suscribite a Política Obrera