Bullrich inventa terroristas

Escribe Emiliano Fabris

Tiempo de lectura: 2 minutos

“El que las hace las paga”, escribió por la red social X Patricia Bullrich luego de anunciar con bombos y platillos que había “neutralizado una célula terrorista en la Argentina” que se predisponía a realizar un atentado contra la comunidad judía. Finalmente, la Justicia ordenó la inmediata liberación de los supuestos “terroristas” por falta de mérito luego de dos semanas.

Se comprobó que las principales pistas para el operativo de Bullrich fueron aportadas por un delirante, Juan Manuel Ledesma, un argentino-español que se hace llamar El Rubio quien se presentó como “agente inorgánico de la CIA” y luego como “ex policía, periodista independiente, contratista de inteligencia y seguridad y ex integrante de la Legión Francesa”. En un portal español dijo haber “participado del rescate de 55 niñas secuestradas por el grupo guerrillero Boko Haram en Nigeria dos años antes”.

Ledesma declaró ante la jueza que informó a un policía amigo suyo que era inminente la llegada de una persona con nacionalidad siria a un hotel cercano a la embajada de Israel y que, por otra parte, su peluquero estaría próximo a recibir un paquete proveniente de Yemen. El Rubio y su amigo policía realizaron denuncias anónimas a la Embajada de Israel. Como se estaban llevando a cabo unos eventos deportivos de la comunidad judía -las olimpiadas macabeas- sólo faltaba ponerle moño a este relato insensato. A pesar de todas las incongruencias, tres personas fueron detenidas.

Mucho antes de ser liberado se comprobó que el peluquero estaba siendo, en realidad, víctima de una estafa virtual y que nunca existió encomienda alguna viniendo de Yemen. La persona con nacionalidad siria vivía en Colombia, es profesor de ping pong y se mudó a la Argentina para dar clases en un gimnasio. Todo esto fue corroborado durante la investigación. Los celulares de las tres personas fueron peritados sin poder determinarse conexión alguna entre ellos y mucho menos a actividades terroristas. Ninguno tenía pedidos de captura internacional.

A pesar de todas estas inconsistencias, primero la jueza Servini de Cubría ordenó las detenciones y luego la causa pasó a María Eugenia Capuchetti -la misma que investiga el atentado a CFK- quien dictó la falta de mérito, pero mantiene abierta la investigación, imponiendo a los tres hombres la obligación de concurrir ante el juzgado cada mes y prohibiéndoles la salida del país.

El asunto no tiene, a pesar de sus escandalosos aspectos, un gramo de inocencia. Bullrich tiene un extenso prontuario de despliegues policiales que terminan siendo un bluf, por lo cual solo operan como episodios de propaganda para sembrar la excusa de “combatir el terrorismo” y valerse de las fuerzas armadas para operaciones internas, siguiendo los comandos de la CIA y del sionismo. El alineamiento de Milei con Israel intensifica estos lineamientos. En relación a la crisis en Ecuador, en donde se impuso un estado de sitio, Bullrich afirmo que se trata de un “tema continental”.

“El que las hace las paga”, dice Bullrich: es claramente una provocación contra la clase obrera y los derechos democráticos.

LEER MÁS:

Bullrich: un embuste antiterrorista Por Emiliano Fabris, 13/01/2024.

El eje militar Por Jacyn, 11/01/2024.

“El que las hace, las paga”, una expresión de la oligarquía Por Eugenia Cabral, 20/12/2023.

Suscribite a Política Obrera