San Luis Capital: huelga contra el despido de más de 500 trabajadores municipales

Escribe Ivonne Pérez

Tiempo de lectura: 2 minutos

En diciembre de 2023, cuando asumió la gobernación, Claudio Poggi emitió un decreto de emergencia que precarizó aún más a los trabajadores provinciales y autoriza despidos arbitrarios. Afecta, en distinta medida, a todos los sectores de trabajadores, estudiantes, desocupados y asistencia social.

En correlato con esta política, la intendencia de la capital, conducida por Gastón Hissa, impulsa una política similar contra los trabajadores municipales. Se congelan los salarios y, sin explicaciones, mediante llamadas o mensajes de WhatsApp, ha procedido a despedir al día de la fecha a más de 500 trabajadores, entre ellos mamás solteras y embarazadas. Se respondió con movilizaciones de municipales autoconvocados en su primer momento y paros apoyados por ATE posteriormente.

Al igual que los estatales de la provincia, dichos trabajadores se encuentran con los salarios congelados. La mejora salarial que se había arrancado con la lucha tiempo atrás ahora está agregada como ítem no remunerativo, por lo cual se reclama que vaya al básico.

Cada vez que los trabajadores municipales quieren ejercer el derecho a protesta como ahora, desde el gobierno de Hissa se los amenaza con despedirlos o ponerlos en lugares donde no se les garantiza ningún tipo de seguridad ni sanidad. Esto lo hace con la complicidad de la burocracia de Obras Sanitarias conducida por Edgar Magallanes. Los piquetes realizados en SERBA -la empresa de aguas-, en los últimos días, fueron especialmente violentos ya que el intendente Hissa junto a Magallanes contrataron patoteros para obligar a cumplir las tareas laborales. En una violenta discusión el mismo Magallanes atacó con un fuerte empujón a la trabajadora delegada de ATE, Florencia Mendoza.

Desde el martes 7 de mayo, cuando se llamó al paro, se organizaron piquetes en las calles principales. La jugada de la municipalidad fue esconder los camiones y poner a la gente del plan de inclusión a trabajar para romper la medida de fuerza.

Un juez ordenó que el paro debía ser levantado, sin embargo, ¡los trabajadores han declarado paro por tiempo indeterminado!

Hissa ya amenazó con declarar ilegal el paro y pretende que se declaren como servicio esencial varias áreas de servicio municipal, lo que va en contra del derecho a protesta y al mismo tiempo en consonancia con el DNU de Milei, Ley de Bases y Protocolo anti protesta de Bullrich.

La Multisectorial de trabajadores San Luis se pronunció en solidaridad, apoyando esta lucha y haciendo responsables por la salud mental e integridad física y garantías laborales de todos los trabajadores municipales a Claudio Poggi y Gastón Hissa, como así por los múltiples ataques a los trabajadores de Serba que ejercen un derecho democrático elemental, e incluso constitucional. ¡El derecho a la protesta!

El reclamo es: ¡BASTA DE SALARIOS DE POBREZA!

¡7 MESES SIN AUMENTO CON UNA INFLACION ENORME Y SALARIOS DE $300.000 PESOS!

Con una inflación, en lo que va del año de más del 60 %.

¡AUMENTO SALARIAL URGENTE!!

Por coordinadoras autoconvocadas que organicen su lucha en defensa de sus derechos laborales.

¡Desde nuestra organización en conjunto con todos los sectores que quieran sumarse proponemos organizar un gran paro provincial!

¡Fuerza, compañeros!

Suscribite a Política Obrera