Tres trabajadores muertos en Cofco: la precarización laboral mata

Escribe Sonia Rodríguez

Tiempo de lectura: 2 minutos

Tres trabajadores murieron asfixiados por girasol mientras limpiaban las paredes de un silo, en la planta Cofco, ex Nidera, en Saforcada, ciudad del partido de Junín. Los nombres de los compañeros son Gerardo Ariel Soloa, Gabriel Alberto Suárez y Diego Omar Caminero. Según el diario La Verdad, los obreros no pertenecían a la planta de la cerealera, sino a una empresa tercerizada, que ofrecía servicios de limpieza a Cofco.

Desde 2014 hasta hoy, son 13 los trabajadores muertos trabajando por la falta de medidas de seguridad en las procesadoras de granos.

Los capitalistas chinos completaron la compra de todos los establecimientos de Nidera en 2016. En el año 2017, procesaba 4.000 toneladas de cereal por día en la planta de Saforcada. Entre todas las plantas que compró en Argentina, obtienen por día 20.500 toneladas de cereal molido. En 2018, fue la que logró mayor volumen de venta externa por U$S 3.600 millones. Es la principal procesadora de granos en China.

Este monstruo cerealero no cumple con los requisitos para salvaguardar la vida de sus trabajadores. Actúa con la complicidad del gobierno nacional y en el caso de la planta juninense, sin controles del gobierno municipal, ni del ministerio de Trabajo local, que hacen la vista gorda ante la súper explotación del holding asiático.

“Los operarios contratados, los que entran y salen con vínculos temporarios, son los más expuestos a los accidentes laborales, El 80% de los accidentados pertenecen a este grupo. Te contratan como el último orejón del tarro, no te pagan bien y hay mucho riesgo”, admitió Jesús, trabajador de una de las plantas. Daniel Yofra, secretario general de la Federación Aceitera, declaró, “Ni las huelgas, ni las denuncias, ni las presiones, nada alcanza, se siguen muriendo compañeros”

Desde el Partido Obrero Tendencia de Junín exigimos justicia por Gerardo, Gabriel y Diego, masacrados por la voracidad capitalista.

Control de la seguridad en las plantas, ejercido por trabajadores especializados y continuos registros de los materiales de uso corriente, para brindar un trabajo que no se lleve las vidas de los compañeros.

El gobierno, en su conjunto, es co-responsable de la muerte de los trabajadores de Cofco, por abandonar todo tipo de control.

¡Basta de precarización laboral! Pase a planta permanente de todos los trabajadores. Unidad de todos los trabajadores de las plantas de Cofco, en asambleas que decidan una línea de organización , junto al sindicato, exigiendo a su dirigencia un control estricto de la situación laboral de quienes trabajan como operarios, especialmente, de los tercerizados que son carne de cañón de los dueños de las empresas.

Basta de muertes de trabajadores. La Federación Aceitera tiene la obligación de evitar más muertos entre la clase obrera.

Suscribite a Política Obrera