Rosario: los trabajadores de Hey Latam siguen en lucha

Escribe Ciro Nicoba

Tiempo de lectura: 2 minutos

El combate de los trabajadores contra el cierre fraudulento de la empresa, por la reincorporación de los 301 despedidos y el pago de los salarios y aguinaldos no da brazo a torcer.

Tras 50 días de acampe sostenidos en la puerta de la empresa -Nochebuena y Año Nuevo de por medio- y múltiples acciones de lucha, los trabajadores despedidos de Hey Latam organizaron un festival musical el domingo pasado con objeto de visibilizar y recoger apoyos a esta formidable gesta contra el cierre fraudulento de la firma. El miércoles anterior, los trabajadores junto a organizaciones políticas y sociales se habían movilizado nuevamente a la sede de gobernación, exigiendo la intervención del gobernador Omar Perotti y del intendente Pablo Javkin en la resolución del conflicto.

La patronal ha entrado en una deriva decididamente ilegal. El 21 de diciembre se llevó a cabo una audiencia en el Ministerio de Trabajo de la provincia que había dictaminado la conciliación obligatoria con los trabajadores en sus puestos y el correspondiente pago de sueldos y aguinaldos adeudados. Pese a esto, la patronal se negó a acatarla.

La empresa no puede acreditar crisis ni quiebra, porque estuvo en pleno funcionamiento durante toda la pandemia e incluso se ha beneficiado de las ATP otorgadas por el gobierno con el objetivo de pagar salarios. Sumado a esto, existe una firma paralela (“Key”) que está en funcionamiento y cuyo dominio pertenece a Martin Stauffer, propietario de Hey Latam, señal de que la “crisis” tan crítica no es.

Por otra parte, Stauffer presentó una denuncia penal contra el acampe jugando la carta de criminalizar la protesta, hecho que generó el repudio de múltiples organizaciones de derechos humanos que acercaron su apoyo a la lucha. Los trabajadores de Hey Latam exigen una audiencia con representantes del estado provincial, y la mediación del ministerio de trabajo en lugar de la justicia penal tal como aspira la patronal.

El Sindicato de Empleados de Comercio nuclea a gran parte de los trabajadores de los Call Center de la ciudad. Su presencia no ha trascendido más allá de la “solidaridad” hacia el acampe. Pese a la manifiesta exigencia de un paro que posibilite el éxito de la lucha, el sindicato no se ha expedido en tal sentido.

El desarrollo de múltiples frentes de lucha, empezando por los médicos y enfermeros en primera línea de combate contra la negligencia y la precarización laboral del gobierno en materia de salud, hasta la gran conquista de aceiteros de un salario igual a la canasta básica familiar, da cuenta de que es posible ganar por medio de una lucha consecuente y de la huelga por tiempo indeterminado como única garantía de triunfo.

En este sentido se vuelve urgente un plenario de delegados de base del sindicato de Empleados de Comercio que ponga en marcha un plan de lucha con miras a un paro regional por tiempo indeterminado hasta la incorporación de los despedidos de Hey Latam y la consecución de todas las reivindicaciones laborales de los empleados de comercio.

Suscribite a Política Obrera