Correo Argentino, petroleros, YCRT, estatales, CPS, Represa Santa Cruz

Organicemos un paro provincial de advertencia, contra la política de despidos, salarios de miseria, privatización y la antiobrera Ley Bases

Escribe Política Obrera Santa Cruz

Tiempo de lectura: 3 minutos

La escalada antiobrera del gobierno de Milei y los gobernadores no espera la votación de la Ley Bases.

El cierre de sucursales de Correo Argentino en nuestra provincia, el peligro de despidos ante la salida de YPF de las áreas maduras, el aumento de los despidos en la Represa Santa Cruz, la miseria salarial hacia el conjunto de los estatales que los deja en la línea de indigencia ($429.000 según la Universidad San Juan Bosco), el intento de privatizar YCRT, como también la intención de reformar el régimen jubilatorio, la falta de creación de puestos de trabajo y los miserables $78.000 con lo que deben “subsistir” familias enteras dependientes del ex Potenciar Trabajo, evidencia que el ataque a los trabajadores, por parte de Milei y los gobernadores, no espera la resolución de la votación de la Ley Bases. Es necesario organizar un principio de acción común, general, que advierta al Gobierno que los y las trabajadorxs de Santa Cruz nos oponemos a estas medidas.

Las condiciones para organizar un paro provincial de advertencia están dadas. Acciones de lucha aisladas se desarrollan en los distintos sectores: docentes viene de protagonizar paros con acatamientos del 85 %, los estatales en ATE también, los y las trabajadores del ex Potenciar Trabajo tomaron sectores municipales donde desempeñan sus tareas, los desocupados realizan movilizaciones a las municipalidades, Desarrollo Social, etc., y los trabajadores de YCRT se encuentran en estado de alerta y movilización.

La ley Bases, que ya tiene media sanción en la Cámara de Diputados, profundiza esta confiscación sobre los trabajadores y contra los derechos adquiridos. Así se expresa en el capitulo de reforma laboral, que flexibiliza aun más las condiciones laborales, ampara el trabajo en negro, avanza contra las indemnizaciones que serán pagadas por los propios trabajadores, entre otros aspectos. La quita de la moratoria jubilatoria deja sin posibilidad de acceso a la jubilación a miles de trabajadores precarizados y afecta, principalmente, a las mujeres, que son quienes mayoritariamente acceden a la jubilación por este recurso. El impuesto a las ganancias, un capítulo que será debatido, intenta incluir a miles de trabajadores que en un contexto inflacionario como el actual tienen salarios que apenas cubren el costo de la canasta familiar. Hay que agregar también la privatización de empresas completas y el inicio en otras, mediante asociaciones “mixtas”.

Advertimos que el capítulo de delegación de facultades al presidente, permitiéndole que gobierne por medio de Decretos de Necesidad y Urgencia, implica un aval al resto de la política que el gobierno resolverá sin pasar por el Congreso.

El diputado de Ser Santa Cruz, Acevedo, en su intervención en defensa de la privatización de YCRT, apuntó a una supuesta garantía de los puestos laborales. Una completa farsa, que los propios mineros ya conocen. La privatización es un proceso de flexibilización de las condiciones laborales, despidos de una parte del personal y falta de inversión que resulta en un riesgo para la vida de los mineros. El rechazo es la defensa de los puestos de trabajo, de sus condiciones y del aporte energético que implica la usina para nuestra provincia.

La Ley Bases habilita además el retiro de YPF que, lejos de significar un avance regional, el traspaso hacia una unión de empresas pone en riesgo en principio a miles de puestos de trabajo. YPF se va dejando despidos y un pasivo ambiental millonario.

Lo que en los medios el Gobierno planteaba como sostenimiento de los puestos de trabajo en la obra de la represa no ha sido así: a los 1800 telegramas de despidos, se le suman otros 400. La posibilidad de retomar las tareas en septiembre será sobre condiciones de mayor flexibilización.

En defensa de los derechos conquistados, el salario, la salud y los puestos de trabajo, desde Política Obrera llamamos a organizar un paro provincial de advertencia.

Hacemos este llamado a los estatales, a los trabajadores de YCR, petroleros, trabajadores de la represa, docentes, auxiliares, trabajadores de la salud, desocupados, ex Potenciar Trabajo, trabajadores de cooperativas, docentes universitarios, estudiantes, a convocarnos en asambleas, autoconvocatorias, etc. Lo necesitamos a fin de resolver esta primera acción y que sirva como inicio para el desarrollo de otras acciones en el camino a una huelga general, que termine con este gobierno antiobrero.

Suscribite a Política Obrera